Jairzinho, un goleador con historia


El ex atacante posee una marca que hasta el día de hoy no puede ser igualada.

Un día como hoy pero del lejano año 1944, nace en Río de Janeiro, un futbolista icónico de la selección brasileña. Contaba con una gran velocidad y buen pie para definir. Su nombre es Jair Ventura Filho, o simplemente, Jairzinho.

El delantero, como la mayoría de los grandes futbolistas de su país, dio sus primeros pasos en el fútbol en la calle y canchas de tierra, hasta que llegó a las divisiones inferiores de uno de los equipos que por esos tiempos tenía gran presencia en Brasil: Botafogo. Allí se transformó en ídolo y heredero de Garrincha, que unos años antes deslumbró en el mismo club. Tanta fue la importancia de ambos jugadores en la historia de la institución, que poseen estatuas afuera del Estadio Olímpico Nilton Santos. Se mantuvo ligado al ‘Fogao’  desde 1959 a 1974, ganando siete títulos, donde destaca el Brasileirao de 1968.

Con el Scratch también tuvo destacadas actuaciones. Jugo los mundiales de Inglaterra 1966, México 1970 y Alemania 1974, siendo la cita azteca su gran legado en su selección. Jairzinho tiene hasta hoy un récord único, que solo comparte con el legendario atacante uruguayo Alcides Ghiggia: anotó en todos los partidos que disputó en el mundial de México (siete goles en total), consagrándose campeón de la mano del técnico Mario Zagallo. Recordar que ese equipo de Brasil liderado por Pelé, es considerado uno de los mejores planteles en la historia del fútbol, desplegando un gran espectáculo cada vez que saltaban a la cancha y que también contaba con la presencia de Gerson, Tostao, Rivelino y Carlos Alberto.

Pero su historia no queda ahí. Además se convirtió en un verdadero trotamundos del balón y jugó en varios países, algo que no era tan común en esa época. Incluso fue criticado, debido a que prestó sus servicios a clubes que no tenían tanta tradición, pero él ha mencionado que lo importante era jugar y ser feliz, no importa donde. Olympique de Marsella (Francia), Kaizer Chiefs (Sudáfrica), Portuguesa (Venezuela), Jorge Wilstermann (Bolivia) y 9 de Octubre (Ecuador), son los elencos que también contaron con el goleador en sus filas, consagrándose campeón de liga con las escuadras de Araure y Cochabamba.

Por último, también logró alzar la Copa Libertadores de América con la camiseta de Cruzeiro, derrotando por 3 a 2 a River Plate en un partido de definición que se jugó en el Estadio Nacional de Santiago. El equipo azul no era un destacado equipo del balompié brasileño en esos entonces, pero podemos decir que Jairzinho ayudó a que ese panorama cambiara.

 

 

comentarios

Previous El día que el fútbol pausó una guerra
Next Cuando el mundo conoció a Marcelo Ríos