La Fiorentina de Pulgar, a un paso de ser dirigida por un campeón del mundo


En Italia aseguran que Daniele De Rossi tendrá su primera oportunidad como director técnico en el elenco viola

El histórico jugador de la Roma, Daniele De Rossi, sería el escogido por los dirigentes de la escuadra viola de cara a la próxima temporada, tras una campaña 2019-20 para el olvido. El equipo del chileno Erick Pulgar se ubica a solo seis puntos de la zona de descenso.

Según informó el conocido periodista italiano Gianluca Di Marzi y Sky Sports, el campeón del mundo con Italia en Alemania 2006 está a un paso de transformarse en el nuevo técnico de la Fiorentina. Todo esto, luego de que el ex capitán de la Roma adquiriera su licencia como entrenador UEFA. Todo indica que De Rossi haría su debut profesional como entrenador a partir de la próxima temporada.

Tras el retiro del histórico Francesco Totti, De Rossi se convirtió en la capitán de la Roma, donde disputó 616 partidos oficiales.

El conjunto de Erick Pulgar marcha en la posición número 13 de la Serie A, con una suma de 31 puntos, con 7 triunfos, 10 empates y 12 derrotas. Sin embargo, el ex cruzado ha sido de los jugadores más regulares del equipo, disputando 24 encuentros, con 4 goles y 5 asistencias en el Calcio.

Desde su llegada a Italia en 2015, Pulgar ha jugado 134 partidos, logrando convertir 10 goles, 6 con el Bologna y 4 con la Fiorentina.

El ‘Tano’, quien se retiró este año tras su paso fugaz por Argentina, específicamente en Boca Juniors, disputó 18 temporadas en la Roma, jugando un total de 616 partidos oficiales, anotando 63 goles y 54 asistencias. Por su parte con su selección, debutó en el 2004, alcanzando a disputar 117 partidos donde marcó 21 goles, además de disputar tres mundiales.

A sus 38 años, De Rossi solo defendió dos camisetas en su carrera: Roma y Boca Juniors, club donde disputó apenas jugó 7 partidos y convirtió un gol.

 

comentarios

Previous A una década de la goleada de Alemania a Argentina en Sudáfrica
Next Igor Lichnovsky da positivo para coronavirus