Cinco leyendas que no pudieron ser campeones de la Champions League


Tres ganadores del Balón de Oro y dos que lo han ganado casi todo se han quedado sin conquistar el título europeo.

La Liga de Campeones es una de las competiciones más exigentes en el mundo del fútbol. Varios de los clubes más fuertes del mundo se reúnen en la competición más prestigiosa que existe a nivel de clubes. Tan compleja es la aventura por llegar a la gloria que no son pocas las leyendas que se han quedado sin levantar el trofeo de clubes más preciado del fútbol mundial.

Gianluigi Buffon

La leyenda italiana, con una exitosa carrera a sus 42 años, es sin duda uno de los mejores porteros de la historia. Sin embargo, la Champions League es de los pocos trofeos que se le resiste. El meta italiano ha disputado varias finales (la última contra el Real Madrid en la temporada 16/17) y en todas ha salido con derrota. El final de su carrera se acerca y en la presente edición es una de las ‘últimas balas’ para hacerse con ella.

Tres veces se ha quedado con la miel en los labios: ante el Milan en los penaltis de la 2002/03, ante el Barcelona en 2014/15, y ante el Real Madrid de Cristiano Ronaldo y compañía en 2016/17-

Zlatan Ibrahimovic

El veterano delantero sigue marcando goles después de pasar por algunos de los mejores clubes del panorama europeo. Ha ganado dos Eredivisie, cinco Scudettos, cuatro Ligue 1 y una Liga española, pero nunca ha conseguido ganar la Champions League. Su mejor momento llegó en las semifinales de la campaña 2009-2010, cuando con el FC Barcelona fue derrotado en una emocionante eliminatoria ante el Inter de Milán de José Mourinho. Antes de probar suerte en el fútbol de Estados Unidos, Ibra conquistó con el United uno de sus dos torneos europeos: la UEFA Europa League de 2017. El anterior se trató de la Supercopa de Europa en 2009 con los culés.

José Mourinho junto al Inter de Milán fueron los verdugos del sueco en las semifinales de la campaña 2009-2010.

Ronaldo

El dos veces ganador del Balón de Oro y uno de los grandes 9 de la historia, el brasileño Ronaldo Nazario. Un goleador tremendo tanto en el panorama nacional como en la escena internacional. Sin embargo, nunca llegó a ganar una Orejona a pesar de pasar por los mejores clubes europeos. Nunca llegó más lejos de las semifinales alcanzadas en la temporada 2002/03, cuando el Real Madrid cayó ante la Juve. Antes de retirarse apuntó: “Vivo el fútbol con mucha pasión, por lo que no estoy tranquilo por no haber ganado la Champions League. Es sin duda el trofeo que todo el mundo quiere ganar”. A pesar de aquello, ganó la Copa UEFA junto al Inter de Milán en el año 1998 junto al chileno Iván Zamorano. 

El brasileño junto a los ‘Galácticos’ nunca llegó más lejos de las semifinales alcanzadas en la temporada 2002/03, cuando el Madrid cayó ante la Juve.

Pavel Nedved

El Balón de Oro de 2003 nunca llegó a levantar uno de los trofeos más codiciados de todos. El checo se perdió la final de ese año contra el Milán por acumulación de tarjetas después de ser el principal causante de eliminar al Real Madrid en la vuelta de semifinales (hizo el tercer gol en el partido de vuelta, definitivo para la eliminación). El volante expresó su esperanza de lograr en su última campaña un título que se le resistía: “Me encantaría terminar mi carrera con un victoria en la Champions League”. Sin embargo, la edición 2008/09 terminó para la Juventus con una derrota ante el Chelsea en los octavos de final.

El checo ganador del Balón de Oro no pudo disputar la final del año 2003 ante el AC Milan por acumulación de tarjetas.

Fabio Cannavaro

‘Il bello’, Balón de Oro en 2006 después de un espléndido Mundial donde salió campeón con Italia, nunca llegó a conquistar la Copa de Europa. El defensor fue otro de los afectados por la larga sequía de la Juventus en esta competición, además de llegar en una época complicada al Real Madrid, donde acumularon de forma consecutiva varias eliminaciones en octavos de final. Cannavaro nunca pasó de las semifinales en la competición. Con el Inter de Milán perdió ante el que después sería campeón, el Milan, en 2003. A pesar de ello, sí tiene un triunfo europeo en su palmarés, la Copa de la UEFA de 1998 con el Parma. 

El defensor participó en una época complicada para el Real Madrid, donde acumularon de forma consecutiva varias eliminaciones en octavos de final.

 

comentarios

Previous Fútbol sin público por más de un año
Next ¿Qué pasará con los sueldos de la "U"?