Bobby Robson: Más que un entrenador


Imágenes de archivo y entrevistas exclusivas reconstruyen en este documental la trayectoria y legado del influyente técnico inglés

Bobby Robson-More Than a Manager se titula el documental de Netflix que, en poco menos de 2 horas de duración, ”explora la vida del legendario entrenador de fútbol, cuya inteligencia para el juego solo fue igualada por la dedicación a sus equipos”. Sir Robert William Robson (1933-2009), ex delantero que incluso llegó a ser seleccionado nacional y firme activista de la lucha contra el cáncer que acabó con su vida a los 76 años de edad, destacó sobre todo por su labor como director técnico, protagonizando varios hitos e inspirando decisivamente a importantes personajes del fútbol mundial.

LA ODISEA DEL IPSWICH TOWN

Aunque no fue el club de su debut, sí fue el de sus primeros éxitos como DT. Trece años estuvo vinculado Robson al modesto Ipswich Town, hoy en la tercera categoría del fútbol inglés, alcanzando 2 subcampeonatos de la First Division y, más importante aún, la conquista de la FA Cup 1978-79 ante el Arsenal y de la Copa UEFA 1980-81, primer y único título internacional de los Tractor Boys.

Estatua de Bobby Robson a las afueras del estadio del Ipswich

SELECCIÓN, LA MANO DE DIOS Y GAZZA

Como seleccionador nacional, el Gentleman comandó a los ingleses en los Mundiales de México 86′ y de Italia 90′. En el primero, sufrió la eliminación -literalmente- a manos de la Argentina de Maradona, en aquel partido de cuartos de final en que se impuso la Albiceleste con los recordados goles del ”10”.
Si allí la figura británica fue el goleador Gary Lineker, en Italia lo fue Paul ”Gazza” Gascoigne, protegido de Robson y probablemente uno de los pocos en ganarse el respeto del irreverente mediocampista. El ciclo de Sir Bobby al mando del combinado inglés, terminó con la dolorosa caída en semis frente a Alemania Occidental, convencido de que ”venciendo a los alemanes ese día, eran campeones del mundo por segunda vez”.

”Tres leones”: Robson, Lineker y Gascoigne

BARCELONA, MOU Y EL MACANUDO PIZZI

Tras breves experiencias en Holanda y Portugal, el ex seleccionador inglés aterrizó en Barcelona a mediados de 1996 con la titánica misión de reemplazar a Johan Cruyff. Acompañado de su ayudante José Mourinho, al cual conoció como traductor en su paso por el Sporting de Lisboa, se puso frente a un plantel de estrellas como Guardiola, Figo y Stoitchkov, al que se encargaría de sumar el millonario fichaje de un promisorio Ronaldo.

Una sola temporada alcanzó a dirigir en Cataluña, ”cocinándose” casi desde su llegada el arribo del holandés Louis Van Gaal. En ese fugaz pero brillante periodo, conseguiría la Recopa de Europa, la Supercopa de España y la Copa del Rey, siendo memorables en esta última el triunfo en la final contra el Betis (3-2) y el épico 5-4 de cuartos ante el Atlético de Madrid, luego de haber ido perdiendo 3-0 y cerrando la remontada un agónico tanto de Juan Antonio Pizzi que dio origen a su tradicional apodo.

NEWCASTLE DE AMOR Y ODIO

Su última aventura como DT sería en el Newcastle United, club del cual era aficionado desde niño. Pese a liderar destacadas campañas internacionales, clasificaciones a Champions League y una semifinal de Copa UEFA en la temporada 2003-04, el mal arranque en Premier y líos internos de la institución llevarían esa misma temporada a su despido, poniendo abrupto fin a una carrera que se negó a continuar en otros horizontes ante la frustración de haber ”fracasado” en el cuadro de sus amores.

Sir Bobby en su última aparición pública pocos días antes de su fallecimiento

comentarios

Previous En Manchester no saben qué decir de Alexis Sánchez
Next Todos los detalles de la fecha 11